-->

Columna San Cadilla Reforma | 17-02-2021



ORLEGI DA, ORLEGI QUITA 

Si la victoria contra un equipo de Grupo Orlegi en la anterior Liguilla le dio mucho oxígeno a Paulo Pezzolano, la derrota contra otro club de esa misma empresa tiene al entrenador del Pachuca al borde de la asfixia.

No les quiero ni contar cómo están los ánimos en La Bella Airosa luego del papelón del lunes de sus Tuzos contra el Atlas en el Estadio Hidalgo, donde perdieron 1-0 de manera patética, regalando un ridículo penal en el primer tiempo.

No solo se trataba del hasta entonces sotanero del torneo (hoy ese honroso sitio lo ocupa el Pachuca, y en penúltimo está su hermano León), y del principal candidato a pagar la multa de 120 millones de pesos por ser último de la Tabla de Cocientes, se trataba ni más ni menos de un equipo del grupo que lidera Alejandro Irarragorri, quien ya sabemos que no es santo de la devoción de "Chucho Pachuco" y compañía.

Si en la Fase Final anterior los Tuzos estaban de plácemes tras eliminar a Santos en la Repesca, ahora no los calienta ni el sol luego de semejante derrota frente al Atlas, equipo que no trae nada de nada de nada.

Y como el hilo siempre se rompe por lo más delgado, pues el entrenador Paulo Pezzolano ya se está imaginando el patíbulo, ya que, para colmo, bien sabe que hay gente al interior del club que anhela que le den cuello desde hace ya un ratote y se dice que están aprovechando esta coyuntura para meter muuucho ruido y acelerar el trágico desenlace.

Me cuentan mis judas de los pastes que por ahora los directivos tuzos piensan darle chance de reivindicarse contra las Chivas en el Estadio Hidalgo y en una de esas ante el América en el Azteca, pero si el uruguayo sigue dando tumbos, más le vale -y se lo aconsejo en buena lid-, que vaya alistando el currículum.
 
Y SIGUEN ARREBATANDO
 
Así como Mikel Andoni Arriola Peñalosa hizo bien en ponerle un freno a los futbolistas pachangueros reglamentando la imposición de jugosas multas, el presidente de la Liga BBVA MX no debería de quitar el dedo del renglón y ser igual de severo con los clubes que no lleven al pie de la letra el Protocolo para el Retorno a la Afición a los Estadios, pues si de por sí ya es cuestionable que cuando el País pasaba por la peor parte de la pandemia, los seguidores seguían siendo aceptados en las tribunas, lo mínimo que deben de hacer los clubes es vigilar que sus aficionados no se salgan del huacal.

Bueno, para no seguir generalizando, les cuento que oootra vez a los aficionados del Mazatlán hicieron su fiesta en el Kraken como si no estuviéramos en plena crisis sanitaria y como si no hubieran subido los casos de coronavirus en la entidad tras la realización de la Serie del Caribe que dadivosamente permitió el Gobierno local.

Me cueeentan que en el juego del viernes pasado ante el Atlético de San Luis, en el que me zarandearon gacho al cuadro local, a un grupo de animación (esos que NO están permitidos según el protocolo) se le hizo fácil recorrer uno de los pasillos cantando sus mentadas porras antes del inicio del juego.

O sea, no sólo les valió respetar la sana distancia ni evitar gritar (algo que no es recomendable) como lo venían haciendo en los partidos pasados, sino que ahora estuvieron, juntos, de un lado para el otro con su carnavalito.

Ooobvio que no hubo más que una llamada de atención, pero estos personajes, la mayoría abonados, seguuuro se vuelven a aparecer en los próximos partidos, porque me late que difícilmente de aquí al término de la temporada cerrarán el Kraken, pues si no lo hicieron en los peores escenarios, menos ahora que se supone que los números de contagios van a la baja.

Si el discurso se mantiene, Arriola debería de tener mano dura con las directivas, y aficionados, que no respeten el reglamento, como estos púúúrpuras, que dan pena con sus reunioncitas antes y después de los partidos, mientras el Covid-19 sigue cobrando víctimas.
 
POBRE ATLAS...

La noticia de poder abrir los estadios en el Estado de Jalisco le venía como anillo al dedo al Atlas por tener en puerta el partido contra el América, uno de esos encuentros donde ponen los boletos al triple de su precio usual y el club local agradece la convocatoria porque la gente los paga sin chistar ni tantito.

Peeeeeero, acá entre nos, que ni se ilusionen las huestes de Orlegi porque el tiempo nomás no les va a dar.

Hay que recordar que el Gobernador Enrique Alfaro abrió esa posibilidad si los clubes realizaban la solicitud, presentaban su protocolo y la Mesa de Salud lo aprobaba, es decir, si ponen sus ilusiones en manos de la burocracia.

El tema es que según las propias autoridades, todo ese proceso lleva cuando menos 15 días, o sea que por más que le intenten, no podrían, pues el duelo ante el Ame está agendado para el 20 de febrero, o sease, dentro de 3 días.

Chivas, por el contrario, sí tiene margen para que le aprueben la petición en el juego contra los Pumas, programado para el 28 de febrero a las 9 de la noche...

Chale... ni en eso tienen suerte mis cuates rojinegros.